La manera en la que respiras influye en tu memoria

La manera en la que respiras influye en tu memoria

Respirar por la nariz es mucho más beneficioso para nuestra salud, ya que el aire es filtrado antes de que llegue a los pulmones. Ahora existe otra razón para hacerlo, pues un estudio reciente ha revelado que respirar por la nariz favorece a la consolidación de los recuerdos.

La relación entre el olfato y la memoria

Recientemente, un grupo de neurocientíficos han analizado el vínculo entre el olfato y la memoria. Algunos han sugerido que un sentido del olfato dañado puede predecir demencia. En el camino para desentrañar los misterios entre los olores y la memoria, los científicos han recabado varias pistas importantes, como que la amígdala, que es una pequeña región del cerebro que procesa la información sensorial, está cerca del hipocampo que almacena la memoria. Además, las investigaciones más recientes muestran que las personas con una buena memoriaespacial pueden identificar mejor los olores. La información relacionada con el tiempo y el espacio está presente en el núcleo olfativo anterior. Esta es un área del cerebro que está involucrada en el desarrollo de la enfermedad del Alzheimer. Una nueva investigación añade la respiración en la combinación: un estudio realizado por el Instituto Karolinska en Estocolmo (Suecia) ha revelado que la respiración a través de la nariz, en lugar de la boca, mejora la memoria olfativa.

Respirar por la nariz puede ayudar a la memoria

Artin Arshamian y su equipo pidieron a los participantes que memorizaran 12 olores nuevos hasta en dos ocasiones. Después de cada “sesión de inhalación”, solicitaron a los participantes que respiraran por la nariz o por la boca durante 1 hora. Cuando se acabó el tiempo, los participantes olieron los 12 aromas anteriores junto con la docena de nuevos. A continuación, los participantes decidieron qué olores eran los anteriores y cuáles los nuevos. Por regla general, cuando las personas respiraban por la nariz memorizaban mejor los olores que cuando respiraban por la boca. Según el equipo de Arshamian, otros estudios ya habían apuntado que durante la inhalación y exhalación se activan diferentes partes del cerebro, pero es la primera vez que se demuestra que hacerlo por la nariz o la boca puede influir en el almacenamiento y la recuperación de los recuerdos. Sin embargo, lo que se desconoce aún es cómo los diferentes patrones de respiración afectan el comportamiento humano, aunque en algunas áreas como en la meditación desde hace miles de años se sabe que la respiración afecta a nuestro comportamiento.

A partir de ahora, este grupo de investigadores suecos se centrarán en conocer qué sucede realmente en el cerebro durante la respiración y cómo se relaciona esto con la memoria, ya que según afirman, antes era una imposibilidad práctica, ya que los electrodos debían insertarse directamente en el cerebro. Pero en la actualidad existe un nuevo aparato que puede permite medir la actividad en el bulbo olfativo y cerebro sin tener que utilizar electrodos.